El recurso internacional para la evidencia científica en la investigación con animales

Loading
Main menu
Select a language
Search
Loading

Vacuna para la meningitis por Hib

Haemophilus influenzae bacteria cultured on a blood agar plateLa meningitis supone una inflamación de las meninges, las membranas que recubren el cerebro y la médula espinal. Está provocada por una infección por uno de varios tipos de bacterias o virus, siendo las bacterianas las formas más graves. En el brote del Reino Unido de 1995 fallecieron unas 200 personas y la mayoría de esas muertes estuvieron provocadas por la cepa del meningococo B. Actualmente no existe ninguna vacuna que proteja contra esta cepa.

Una vacuna para la meningitis por Hib
Estudios con animales impulsan el desarrollo de la vacuna
Vacunación mundial
Referencias

Una vacuna para la meningitis por Hib

La Haemophilus influenzae tipo B (Hib) es otra forma bacteriana de meningitis. Fue descrita por primera vez por Richard Pfeiffer en 1892 durante un brote de gripe y se pensó por error que era la causa de la gripe hasta 1933, cuando se puso de manifiesto que la gripe estaba provocada por un virus. En octubre de 1992, la vacunación contra la infección por la bacteria Hib, entonces una importante causa de meningitis en niños pequeños, se incluyó en el programa de inmunización infantil británico. El efecto fue inmediato, dado que las infecciones por Hib cayeron un 70% entre enero y marzo de 1993.ANCHOR

La introducción de la vacuna en Gran Bretaña se debió a su notable éxito en Finlandia, donde la meningitis por Hib había estado aumentando de forma constante desde la década de los sesenta. La introducción de la vacuna en 1986 redujo la incidencia de la meningitis por Hib a cero para 1991.ANCHOR Se han documentado ventajas similares en tres estudios de la meningitis por Hib en los Estados Unidos, donde la incidencia cayó entre un 80 y un 90% durante el período de dos años posterior a la vacunación contra la Hib.ANCHOR

Antes de la vacunación, cada año se producían 1500 casos de infección por Hib en el Reino Unido (sobre todo niños menores de un año) y más de la mitad desarrollaban una meningitis. A pesar de la efectividad de los antibióticos contra el bacilo, mataba a 65 niños y provocaba daños cerebrales permanentes, sordera, etc. en otros 150 cada año. Existía un considerable interés por prevenir esta enfermedad potencialmente devastadora, pero la investigación resultaba difícil debido a la forma en la que la bacteria interactúa con el sistema inmunológico. La respuesta inmunológica se estimula con un azúcar grande sobre la superficie de la bacteria denominada PRP. Las vacunas basadas en la PRP solamente podían producir una escasa y efímera inmunidad en los niños menores de un año (es decir, el grupo de mayor riesgo).

Estudios con animales impulsan el desarrollo de la vacuna

Tras muchos experimentos, se produjo una vacuna mejorada basada en la PRP uniéndola a una proteína. Este tipo de técnica ya había resultado efectivo para proteger a los ratones frente a las bacterias que causan la neumonía.ANCHOR Se demostró que la PRP unida a una proteína produce una potente respuesta inmunológica en ratones y conejos.ANCHOR A partir de estos estudios experimentales se desarrollaron cuatro vacunas efectivas para uso humano. Por supuesto, cada una de ellas se sometió a las pruebas estándar de seguridad con animales.

Vacunación mundial

El programa de vacunación de la meningitis por Hib ha tenido éxito en todo el mundo, con una reducción drástica de la incidencia en Bangladesh, Kenia y Chile. Un estudio reciente realizado en Gambia también ha demostrado que la incidencia anual de la meningitis por Hib cayó de 60 a cero casos por cada 100 000 niños menores de cinco años, durante el período de cinco años siguiente a la introducción de la vacuna para la Hib.ANCHOR

Más recientemente se ha documentado que la incidencia de la meningitis por Hib en Uganda se ha reducido a cero en niños menores de cinco años. Se cree que se ha evitado la muerte de unos 5000 niños al año desde que comenzó el programa de vacunación en Uganda, en 2001.ANCHOR

 


Referencias

  1. Pharm J (1993) 250, 633
  2. Peltola H, Kilpi T, Anttila M (1992) Lancet 340, 592
  3. Dixon B (1993) Microbe of the Month. The Independent, February 8
  4. Sood S & Daum R (1991) in Vaccines and Immunotherapy ed Cryz S. Pergamon New York 
  5. Sood S & Daum R (1991) in Vaccines and Immunotherapy ed Cryz S. Pergamon New York
  6. Adegbola R, Secka O, Lahai G et al. (2005) Lancet 366, 144
  7. WHO bulletin (2008) -published online ahead of print, Mar 10. doi: 10.1471/BLT.07.042580

Related links
Meningitis research foundation http://www.meningitis.org/


Main menu
Select a language
Search
Loading