El recurso internacional para la evidencia científica en la investigación con animales

Loading
Main menu
Select a language
Search
Loading

Serpiente de barba amarilla

La serpiente de barba amarilla (Bothrops atrox) resulta un infame peligro en las áreas tropicales de Centroamérica y Sudamérica, que es de dónde viene. A menudo se la llama por el nombre “fer-de-lance”, que en realidad se refiere a varias especies de Bothrops estrechamente relacionadas, muchas de las cuales son altamente mortales. Las especies Bothrops son responsables del 90 por ciento de todas las mordeduras de serpiente de Sudamérica, y son responsables de más muertes que ningún otro grupo.

 

Batroxobina 

Captopril 

 

Batroxobina

Aún así, el veneno también ha salvado vidas. Uno de los compuestos ha derivado en la Batroxobina que actúa directamente en un componente de la cascada de coagulación de nuestro cuerpo, llamado fibrinógeno, que induce la formación de coágulos. Gracias a su característica única, doctores e investigadores pueden usarlo para llegar a conocer mejor la sangre de un paciente, en especial si hay algo que anda mal en su proceso de coagulación. La Batroxobina no está aprobada clínicamente en los EE.UU pero se usa de modo habitual en laboratorios para medir los niveles de fibrinógeno y la capacidad de coagulación sanguínea. Fuera de los EE.UU (mayormente en China), la Batroxobina se usa para tratar una gran variedad de trastornos, incluidos los derrame cerebrales, embolia pulmonar, trombosis venosa profunda, infarto de miocardio y hemorragia durante intervenciones quirúrgicas.

  

Captopril

El Captopril, que trata la presión arterial alta, fue desarrollado a partir de un compuesto del veneno de la serpiente de barba amarilla que hace caer la presión arterial de su presa de forma catastrófica. La Bradiquinina, un péptido que se encuentra en el plasma sanguíneo de animales infectados con el veneno de la serpiente, provoca dilatación de los vasos sanguíneos y una disminución de la presión sanguínea. La estructura química del compuesto tuvo que modificarse para que su uso como fármaco fuera seguro, lo que originó el Captopril.

 


Main menu
Select a language
Search
Loading